MEDIDAS BÁSICAS

El nuevo límite que pone el Gobierno a la velocidad en autopistas

Se volverá a reducir la velocidad en las autopistas para contener el consumo. (Foto: Envato)
Se volverá a reducir la velocidad en las autopistas para contener el consumo. (Foto: Envato)
Gobierno está estudiando, al igual que ya hizo en 2011, volver a reducir la velocidad en las autopistas para contener el consumo.
El Gobierno está estudiando, al igual que ya hizo en 2011, volver a reducir la velocidad en las autopistas para contener el consumo. La interesante propuesta que hay encima de la mesa es más restrictiva, según las últimas informaciones. 

En 2011 el límite para las autovías fue de 110 kilómetros por hora. Ahora, se plantean fijar el límite en 100 kilómetros por hora. La reducción también se aplicaría en las ciudades con límites de 30 kilómetros por hora.

Otra de las propuestas que gana peso es el Día sin coche. La AIE y la Comisión Europea aconsejan a las ciudades promover los domingos sin automóviles. Bruselas, Edimburgo, Milán, París los han utilizado para promover la salud pública, espacios orientados a la comunidad y eventos culturales.

En las últimas semanas se han visto varios países que optan por llevar a cabo medidas de ahorro a sus ciudadanos para contener la demanda energética como un menor uso del vehículo privado o una contención en la climatización.

La Agencia Internacional de la Energía ha puesto sobre la mesa desde el pasado mes de marzo un decálogo de opciones que los diversos estados pueden adoptar para hacer frente a esta crisis.

Según la AIE, bajar el termostato un grado ahorraría alrededor del 7% de la energía que se usa para calefacción. Por cada grado que se reduzca la calefacción se podría recortar más de 70 euros la factura anual de un hogar. Asimismo, ajustar el aire acondicionado un grado podría reducir la electricidad utilizada casi un 10% y supondría un ahorro de 20 euros al año. 

Otra de las propuestas está también relacionada con el ajuste de la temperatura de las calderas. En muchos hogares y lugares de trabajo, la configuración predeterminada de las calderas a menudo se puede ajustar para aumentar la eficiencia y ahorrar hasta un 8% de la energía utilizada para calentar las habitaciones y el agua si tiene una caldera de condensación.

"La instalación adecuada de su caldera podría ahorrar alrededor de 100 euros cada año. Si no sabe cómo hacerlo, consulte el manual de su caldera o solicite asesoramiento durante el mantenimiento anual de su caldera", recomienda la AIE.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS