Suzuki Kizashi y Cadillac STS, remozados en el Salón del Automóvil de Nueva York

Suzuki Kizashi y Cadillac STS, remozados en el Salón del Automóvil de Nueva York
Suzuki Kizashi y Cadillac STS, remozados en el Salón del Automóvil de Nueva York
La Muestra 2008 que se celebra en el Jacob Javits Convention Center de la ciudad de los rascacielos muestra sobre todo modelos que se venderán en el mercado norteamericano.
fjrigjwwe9r1_articulos_externos:cuerpo
El New York Auto Show 2008 presenta muchas novedades que marcarán tendencia en el "mercado interior" y de las cuales una mayoría no estarán a disposición de los conductores europeos.
 
Pero vamos a mostrar dos modelos completamente nuevos que con toda seguridad circularán en los próximos años por las carreteras de la UE, que es nuestro "mercado interior".

Suzuki Kizashi

El primero de ellos es el Suzuki Kizashi, un concept car que posiblemente pase a las cadenas montaje. Lo que falta por conocer es si será exactamente este modelo o sufrirá variaciones.
 
La versión presentada en Nueva York es la tercera generación de lo que pretende la marca japonesa que sea su berlina de gama media.
 
El modelo de la Muestra mide 4,65 m, 1,90 m de ancho y solo 1,45 m de altura: está más cerca de un deportivo que de una berlina familiar.

Monta un motor V6 de 3,6 litros de cubicaje y una potencia de 300 caballos con tracción total. Tampoco estas "cualidades" son las de un familiar, sino claramente las de un deportivo.

Cadillac STS

El otro modelo elegido es el Cadillac STS, que ha renovado su exterior, pero sobre todo su interior.
El volante es otra novedad, lo mismo que su consola, realizada en madera y aluminio. El tamaño del coche ha crecido y su parte frontal se ha "ennoblecido" con una nueva parrilla que pronto incorporarán otros modelos de la marca.
 
Los faros delanteros llevan lentes proyectores de 70 mm, grandes y dobles, y están situados de forma vertical en los laterales. Como opción puede montar faros de alta intensidad.

En el propulsor también se notan los cambios del STS: monta un V6 de 3,6 litros de inyección directa que entrega una potencia de 298 CV.
 
Asociada a este motor monta una caja de cambio automática Hydra-Matic de seis velocidades. Como opción puede montarse la tracción total.

Este modelo incorpora muchas opciones en seguridad, aunque no todas se montan de serie.

En definitiva, dos excelentes coches deportivos, no familiares que podemos ver rodando por nuestras carreteras en los próximos años, dado que los modelos americanos se van introduciendo poco a poco en el mercado europeo.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS